Cocina Social Vistalegre

La Cocina Social Vistalegre nació con el objetivo de apoyar a las personas y familias que se encuentran en situación de vulnerabilidad y a quienes la pandemia ha afectado especialmente.

">

La Cocina Social Vistalegre nació con el objetivo de apoyar a las personas y familias que se encuentran en situación de vulnerabilidad y a quienes la pandemia ha afectado especialmente.

Una de las principales consecuencias, derivadas del Covid, que sufren a diario es la dificultad para cubrir sus necesidades básicas, en concreto, de alimentación. Por ello, entendemos que es misión de todos hacer lo posible para que tengan acceso a una dieta sana, nutritiva y suficiente.

Para paliar la necesidad de numerosas familias de Madrid, en marzo de 2021 pusimos en marcha este proyecto. Desde entonces, hemos conseguido tener un espacio donde establecer la cocina gracias al Palacio Vistalegre, que nos ha cedido gratuitamente parte de sus instalaciones. Además, para su funcionamiento contamos con el apoyo técnico del Instituto Tecnológico Fuenllana.

El objetivo principal del proyecto es la elaboración de cientos de menús a la semana, que después se distribuyen a comedores sociales satélite de los barrios más humildes de la capital. Desde que empezó su andadura, la Cocina ha colaborado con el Comedor Social de Torrejón de Ardoz, Tetuán y el comedor de San José de Carabanchel. El proyecto sigue adelante gracias a la entrega de los voluntarios y a la ayuda de los distintos colaboradores, con el objetivo de aumentar esta cifra y conseguir que cada vez más personas tengan acceso a una buena alimentación.

El equipo de trabajo en cocina está formado por voluntarios de Cooperación Internacional, que cocinan y preparan de lunes a miércoles los menús bajo la supervisión de los voluntarios del IT Fuenllana, quienes brindan su experiencia y conocimiento en el sector de la restauración. Además, contamos también con otros colaboradores como el grupo de restauración La Fábrica, el Grupo Emperador, Logista Parcel (que se encarga de la distribución de los menús), Velilla Confección, Bergner, Intelect Search o ALD Automotive, entre otros.

Para funcionar diariamente, en la Cocina necesitamos tener la materia prima suficiente que nos permita elaborar cada plato, alimentos que conseguimos a través de donaciones de empresas, hoteles, ferias gastronómicas o el Banco de Alimentos, entre otros.  También contamos con donaciones particulares y reconocimientos como el premio de la Convocatoria Solidaria BBVA Futuro Sostenible ISR. Alianzas que han permitido poner en marcha este proyecto y alimentar a quienes más lo necesitan.